¡¡¡ A COMER ¡¡¡ Primeras comidas


Toda la familia reunida, cámara de fotos, filmadora, avioncito y …. escupe todo?!

Esta reacción frente a la primera comida del bebe es completamente normal.


Por más que pueda parecer un acto muy sencillo, para ellos es algo nuevo, pasar a de tomar líquidos a comer sólidos o en realidad en un principió  semisólidos es todo un nuevo aprendizaje.

La primera comida se recomienda a partir de los 6 meses, recordemos que antes de esta edad el pecho directo exclusivo es el alimento recomendado.

El reflejo de extrusión (empujar hacia afuera con la lengua) es normal a esta edad, por lo tanto esto es lo más común que pase frente a la primera papilla.


Intentaremos dar algunos consejos para  ayudarte en esta nueva  etapa:


Primero es importante saber cuáles son las reacciones normales para no ponernos angustiados y ansiosos. Para disminuir el reflejo citado anteriormente, usaremos una cuchara acorde a su tamaño e intentaremos  colocar la cucharita en el centro de la lengua y no en la punta de esta.

La primera papilla puede ser fruta pisada o verdura, de a una fruta o verdura a la vez, por dos o tres días repetiremos esta papilla y luego cambiaremos a otra.

Ofreceremos  cada dos o tres días diferentes alimentos, cambiando de texturas, color, olor y sabor.

Trataremos de que esta comida sea siempre en el mismo lugar, en el mismo horario, de esta forma aparte de aprender a comer también crearemos el habito de  almorzar. También es importante que a este momento le dediquemos el tiempo y la atención que se merece, con paciencia y  sin distracciones (sin tele de por medio).

La comida la vamos a preparar sin sal, sin azúcar agregada, le agregaremos una cucharita de aceite crudo (el que usemos para cocinar habitualmente). En cuanto a  la consistencia,  debe ser lo suficientemente blando como  para que se mueva del plato pero no se caiga, evitaremos las preparaciones “caldudas” ya que estas son hipocalóricas (bajas en calorías).


Siempre en alguna de las comidas debe haber al menos  un alimento hipercalórico(con muchas calorías) como: papa, boniato, fideos,arroz, polenta, sémola o banana. Todos los días acompañaremos una de las comidas con carne roja, hígado de vaca o de pollo ( este último es muy rico en hierro, el cual se absorbe bien y  es muy barato).Con estos alimentos aportamos aparte de proteínas un nutriente fundamental para el crecimiento y desarrollo de nuestro bebe que es el hierro. No debemos olvidar  que también mantendremos el aporte de hierro en forma de medicamento hasta los 2 años, así como la vitamina D.


También es importante mantener adecuadas fuente de calcio, aparte de la leche materna, prepararemos alimentos con leche de vaca, como cremas, ofreceremos yogurt o podemos agregar a las papillas ricota, leche en polvo o queso fresco (de preferencia sin sal).

El nutriente agua también lo agregaremos a partir de los 6 meses, el agua será de OSE hervida 5 minutos.

Poco a poco nuestro bebe se irá acostumbrando a comer y a disfrutar de los diferentes alimentos. Y esto de lo de “diferente “es importante; para poder decir que un determinado alimento no le gusto debemos haberlo probado entre 10 a 12 veces.


Los padres somos los responsables de enseñar a nuestros hijos a comer sano y variado y este acto comienza desde sus primeras papillas.


La alimentación también es un acto de amor…


(Te recomendamos para esta etapa de tu bebe el libro de UNICEF “Los primeros olores de la  cocina de mi casa”.)


Pediatra, Dra Matilde Maqueira


Publicar un comentario